miércoles, 20 de junio de 2007

11-M ¿Me he perdido algo?

11-M ¿Me he perdido algo?

Una tarde normal. Llego a casa, pongo un poco de música, me deshago de traje y corbata, enciendo la tele y busco algo interesante en la espesa jungla de canales estúpidos que se emiten por estos lares. Aparece el juicio del 11-M y acierto en el tiempo conectando en el momento que un abogado defensor, conocido y hasta amigo de la mayoría de mis conocidos y hasta amigos, presenta su alegato. No puedo jactarme de haber seguido el juicio minuto a minuto, ni siquiera día a día, pero si puedo afirmar que he intentado estar al día leyendo la prensa diaria, comparando versiones de diferentes medios y formando poco a poco mi visión de este oscuro complot, trama y hasta drama.
De entrada ya me parecía muy extraño que este letrado defendiera a la presidenta de la “Asociación de Afectados del 11-M”. Algo raro sucedía. Hace meses que se me hacia difícil ver a una persona antipática, interesada y manipulada como es dicha presidenta, representada por un notable abogado, compañero de correrías de muchos de nosotros en nuestra querida Barcelona, compañero de viaje en nuestros últimos desplazamientos deportivos, y muy cercano a mis conocidos y hasta amigos en ideas y planteamientos políticos.
Pero entre ayer por la tarde y esta mañana en la que he conectado la radio a primera hora, se me ha hundido el barco en el que al parecer estaba navegando por el mar del desconocimiento y la inocencia.
Este letrado niega el trabajo de investigación periodística llevado a cabo en estos últimos años, defiende a capa y espada a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad, y acaba soltando la frasecilla “que la oscura visión del pino no impida ver el bosque de la Justicia” , jugando con el apellido de un periodista de todos conocido.
¿Me he perdido algo? ¿Son falsos todos los datos de investigación recopilados durante tanto tiempo? ¿Han sido sinceros los mandos de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del estado en sus declaraciones?
Me contengo en hacer más preguntas. Podría ser ofensivo, podría derribar mis propios mitos y mi admiración por determinadas personas. Podría pensar que la corrupción del estado llega hasta tal punto que enlaza en el tiempo hechos como los protagonizados por el GAL, que tuvieron su lado bueno por imponer justicia y eliminar a bastantes indeseables de la faz de la tierra, con el 11-M, que no tuvo ningún lado bueno sino que ha sido el gran drama nacional de los últimos siglos, cuyos creadores, actores y dóciles y babeantes espectadores van a salir impunes del teatro nacional. Podría pensar que alguien aún debe pagar un tributo al GAL o al GAL 2.0 y con ello a los mandos de los Cuerpos de Seguridad del Estado implicados en este caso tan atroz que es el 11-M y que por ello los defiende a capa y espada.
Pero prefiero no pensar más. Prefiero seguir creyendo en buenos y malos, en príncipes y ladrones. En héroes y villanos. Y no en medias tintas, en cambios de chaqueta, en puros intereses de triunfo personal, en el fin de la sociedad que busca la verdad y en la imposición del poder por el poder, del mal por el mal.
Y por perderme algo, prefiero perderme la realidad de esta sociedad que camina hacia su perdición jugando con los bienes más sagrados, la vida, el honor, la lealtad, la verdad, a un partido de pelota en que el único objetivo parece ser que no pierda nadie y que se olvide pronto. Como el final de la Liga de Fútbol de este año.
Y en ambos casos, con el poder político y mediático insuflando apoyos constantes en el cogote de los protagonistas, obviándose las leyes en un caso y los reglamentos en el apartado deportivo, se conseguirá con una rapidez inusitada el olvido y el silencio. Y no habrá pasado nada. Ni el Barza habrá perdido una Liga, ni en el caso del 11-M habrá habido manipulaciones, mentiras y corruptelas por doquier.¿Me habré perdido algo?

1 comentario:

  1. Anónimo6:24 p. m.

    la culpa de el 11-M es del Sr. jose Mª Aznar por participar en la guerra de Irak! El pp namás ha hecho que cagarla desde que se puso el estupido este! y luego dice: España va bien! ha!! no te lo crees ni tú! Ahora es cuando las cosas van bien con uno de los mejores presidentes que a pasado por este estado.!

    ResponderEliminar